por Carlos de la Rubia

El efecto tilt en trading

En el deporte tradicional el rendimiento puntual de un deportista depende de varias cosas: técnica, condición física y condición psicológica. En el trading, la relevancia de la condición física es mínima (igual que en una partida de ajedrez) y el rendimiento que tenga el trader va a depender en gran parte de su condición psicológica. El aspecto físico también tiene importancia y es necesario trabajarlo, sobre todo por los aspectos de ergonomía, prevención de lesiones, salud y ayuda a nuestro estado psicológico. Pero no es tan importante dentro de la operativa. Por tanto, el papel del psicólogo es si cabe más importante ya que una gran parte del rendimiento dependerá de este factor.

Las características de la operativa, del contexto y del tipo de trader definirán la prioridad de unos elementos frente a otros: el trading es una profesión individual con gran carga en la soledad pero también se puede operar en sala y compartir en grupo, pueden ser sesiones de largas horas o operaciones de minutos. En las sesiones cortes nuestra carga mental es menor, mientras que en las más largas nuestro agotamiento se hace presente y requiere de otras habilidades.

La persona detrás del trader

Los traders son personas, y algo que caracteriza a las personas es su alta emocionalidad: tener un buen o mal día, impulsos, arranques emocionales, dejarse guiar por corazonadas…. Estos aspectos nos influyen siempre para operar y más en las primeras etapas como trader, por ello, disponer de una sala o grupo de trading donde entre todas las personas puedan cuidar y mantener estables estos aspectos, además de sentir el apoyo y compartir objetivos comunes, nos ayudará a marcar la diferencia. El trabajo mental o psicológico no hace que un trader que está rindiendo X, mejor y comience a realizar un rendimiento de X+10, pero ayudará a mantener una constancia, una consistencia en ese X a lo largo del tiempo. 

Factores externos

Los factores externos son otro de los aspectos con los que deben lidiar los traders. Rendir a buen nivel cuando hay tantos factores afectando los recursos de una persona no es fácil. Las expectativas del entorno, el apoyo familiar o de la pareja, las críticas tras el paso del tiempo, los nervios y el estrés después de una mala racha la semana anterior. Todos estos aspectos generan una presión psicológica que pueden hacer nuestro dedo más pesado y dificultar hacer click cuando toca o al contrario, más impulsivo y realizarlo antes de tiempo.

La frustración y el efecto tilt

Los psicólogos en trading trabajan principalmente problemas de autoestima, ansiedad, expectativas, confianza o frustración por las pérdidas. Y hablando de frustración, tenemos que hablar de “tilt”. El concepto tilt se refiere a un estado de frustración en el que se encuentra un trader que ha llevado a cabo un movimiento no favorable, que ha cometido errores o que se encuentra en una larga racha de stops o pérdidas. Así, siguiendo una estrategia poco correcta, acaba tomando una conducta cada vez más agresiva para querer recuperar esas pérdidas. Encontrarse en tilt influye en la operativa hasta tal punto de que puede ser el camino directo a la bancarrota. El tilt está relacionado con un estado permanente de confusión, de bloqueo, el cual, tiene más relación con el autoconcepto y la autoconfianza, que con la emoción y la activación. Es necesario introducir pautas de reenfoque y de autogestión emocional.

El estrés como factor clave

Los traders se pueden enfrentar a situaciones de estrés, el cual, en sí mismo no es negativo. Al fin y al cabo, tan sólo es una respuesta normal y adaptativa que se ha desarrollado como un impulso de supervivencia. El clásico ejemplo que se indican en psicología al respecto es imaginarte la siguiente situación: Si un tigre entrase ahora en la habitación en la que estás, una respuesta de estrés sería correr hacia otra salida. Por tanto, ¿es algo negativo? No, es una respuesta que busca la supervivencia del individuo. Cuando el sujeto no sabe interpretar la situación y sufre estrés ante situaciones que no requieren de su presencia nos encontramos con el verdadero problema. El nivel de activación óptimo es fundamental para operar correctamente, ya que no podrás realizar una operativa correcta estando demasiado estimulado ni excesivamente relajado.

Encontrar ese punto intermedio es sumamente difícil, una de las funciones del psicólogo consiste precisamente en identificar el perfil al que se ajusta cada trader: la observación y el conocimiento del trader para desarrollar técnicas que le permitan no perder el control en situaciones de estrés son fundamentales.

Como superar el efecto tilt

No hay una receta mágica, la unión de distintas variables te podrán ayudar a afrontarlo mejor, el primer paso es tener consciencia de su existencia. Disponer de una red de apoyo o grupo con el cual puedes compartir tus experiencias y escuchar la de los demás, es un punto por donde empezar. Las salas de trading o grupos nos ayudan precisamente a combatir la soledad del trader y ser menos exigentes con nosotros mismos al comprobar como el resto de personas también afrontan las mismas dificultades.

El control del nivel de la activación es clave, ya sea para mantenerse más relajado o lograr una mayor activación. Técnicas como la respiración abdominal y la relajación progresiva pueden ser muy útiles en función de la personalidad y estilo de cada trader. Introducir justo antes de competir un momento para autoevaluarse y con una pregunta como “¿Cómo estoy? ¿Cómo quiero/debo estar? ¿Qué puedo hacer para ello?” Esto es esencial, algunos necesitaremos más activación, otros más relajación y otros directamente no sentarse delante del ordenador ese día.

El establecimiento de objetivos también tendría un valor importante. Lo enfocaríamos a que la atención se dirija durante la operativa a aspectos controlables por el trader, evitando así la frustración. Además, le ayudará a recordar lo importante en cada momento, y el camino hacia un mejor rendimiento. Nuestro diario de trading nos ayudará cada día para tener un registro de nuestras actuaciones y podernos marcar nuestros objetivos, también podemos darnos automensajes para esos momentos que necesitamos reenfocarnos.

El trading tiene una carga emocional muy importante, necesitamos trabajar nuestro autoconocimiento y tener estrategias para regular nuestras emociones, así como saber reevaluar las expectativas que nos hemos formado en este contexto. No es un trabajo de una semana, es una constante diaria para lograr un hábito que se fuerza al inicio pero será natural al final.

!Y recuerda, si quieres más consejos o tips referente al trading, dispones de nuestro libro de Trading al Día disponible en Amazon!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

#iguru_soc_icon_wrap_62be79bf12769 a{ background: transparent; }#iguru_soc_icon_wrap_62be79bf12769 a:hover{ background: transparent; border-color: #ec127e; }#iguru_soc_icon_wrap_62be79bf12769 a{ color: #acacae; }#iguru_soc_icon_wrap_62be79bf12769 a:hover{ color: #ffffff; }

10% Descuento!

Suscribete a nuestra newsletter y consigue descuentos en todos nuestros productos y cursos
Enviar
Si tienes dudas... Ya sabes, mejor preguntar :)
close-link